Mostrando entradas con la etiqueta Rincones. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Rincones. Mostrar todas las entradas

martes, 7 de febrero de 2017

Motricidad Fina con Pasta

       Que Facebook pertenece claramente a mi Entorno Personal de Aprendizaje (PLE),  al igual que Twitter entre otros, es algo que no puedo negar.

       Y con la idea de un padre con su hijo compartido en las redes, hoy el rincón de las construcciones ha estado la mar de entretenido.

      En 3 años es súper importante el control óculo manual y el desarrollo de la motricidad para lo que nos espera en la vida. Y con esta actividad ha sido divertido a la vez que enriquecedor.

     Gracias a este padre, que en cuanto lo localice lo mencionaré por compartir la propuesta y así que no sea su hijo el único que se beneficie de esta fantástica idea.

viernes, 30 de septiembre de 2016

Comenzamos el trabajo por rincones en 3 años

        Sí se puede. En tres años se puede hacer trabajo por rincones.

        Último día de septiembre y así miran qué les toca cuando digo: CAMBIO


     

viernes, 22 de mayo de 2015

Diagrama de Venn

       Algo que recuerdo de mi época de estudiante, es que los/las niños/as tienen que llegar a un grado de madurez para comprender la pertenencia a varias clasificaciones. Así nos explicaban q hasta los 5 ó 6 años no comprendían que se pudiera ser de Jaén, andaluz y español.

         Pues el tema de los bichos nos ha hecho calentarnos bien la cabeza y utilizar el diagrama de Venn (propuesto por el maestro Ilde) para comprender esta complejidad.


     Primero con nosotros mismos que es lo que más nos importa en este mundo.
    En un aro los niños, en otro las niñas y en otro los que lleven algo rojo.
      ¿Cómo lo solucionamos? ¡Así!

      Ahora con los bichos.

           Por equipos en un rincón.
           Se inventan las distintas posibilidades y le ponen carteles para que el resto del equipo no tenga dudas.

     En el rincón de la seño nos clasificamos, según seamos, niños, rubios y llevemos gafas.

miércoles, 10 de septiembre de 2014

Primer día del curso 2014/15 ¡SUPERADO!


           Por ser el primer día, ha sido cortito. Una toma de contacto para lo que nos espera en este último curso de Educación Infantil.

          Unos días antes los/as maestros/as hemos estado preparando las clases (moviendo muebles, limpiando, plastificando y decorando), rellenando la documentación pertinente, secuenciando los posibles Proyectos a realizar durante el curso y programando los primeros días con los/as alumnos/as.

         Y ¿qué hacemos los primeros días de curso tanto en Infantil como en Primaria? Evaluar. La más conocida como Evaluación Inicial.

         Los que seguimos con los mismos niños, sabemos y tenemos registrado cómo iban, pero ¿cómo vuelven de las vacaciones? ¿Seguirán en la misma etapa de lectoescritura en la que estaban? ¿recordarán números, sumar, serán capaces de ubicarse en un plano dado, de realizar un puzle, de leer su nombre y el de los compañeros...? Para ello tenemos preparada una gymcana que realizarán mañana. Pero el primer día eso no se evalúa.

        Una experta maestra que trabaja por Proyectos y además desde el plano emocional, que tengo la suerte de ser su amiga y enriquecerme de ella a pesar de vivir en la otra punta de la península (vivan las TICs) nos explicó hace poco, habiéndose basado por supuesto en el método científico, cómo realiza ella en su aula la Evaluación Inicial. Y así, de forma muy rigurosa, hoy, primer día de cole he llevado a cabo:

      "Los miro, los toco, los huelo, los achucho... ricos, ricos. Me sorprendo de los que han crecido, compruebo que me reciben sonrientes, que me abrazan, me besan, se alegran de verme... Y tienen ganas de contarme cosas y cosas y cosas...
      Entonces digo: ¡prueba inicial superada! ¡Están geniales!"
 
(Ana Ciudad)

      Después de la evaluación, hemos conocido a un amigo nuevo que se llama Andrés y seguirá con nosotros en el cole.
      Les he regalado sus nombres con letras minúsculas (de mayores) que utilizaremos en la asamblea, para ver cómo reaccionaban y si las tendrán en cuenta en el día a día.

      Hoy han venido dos personajes nuevos al cole. El lobo y la abuelita. Nos han hablado, nos hemos presentado y nos hemos reído mucho. También nos hemos asustado un poco al volver del recreo y comprobar que el lobo se había comido a la abuela. No nos lo podíamos creer hasta que asomándonos mucho por la boca hemos visto un pie de la abuelita. Menos mal que Sergio nos ha dado la solución. Nos ha dicho que teníamos que abrirle la barriga, sacar a la abuela y luego coserle la barriga al lobo. ¿Dónde habré escuchado eso yo antes...?

      Y así lo hemos hecho. Bueno, primero le he puesto anestesia, vaya que le doliera mucho...

     Cómo me pedían a gritos poder jugar en los Rincones, que este año la casita es más grande y tiene cosas nuevas, y yo me fío de lo que dice Francesco Tonucci sobre escuchar a los niños... Hemos jugado a los Rincones. Eso sí, con la única norma de no superar el cupo de 5 niños/as por Rincón.






Aquí la norma se la han saltado...

             Me ha encantado volverlos a ver y comenzar una nueva aventura juntos. Pero no he podido evitar recordar en muchos momentos a Daniela y Dessiré. Este año están en otros coles, pero nosotros no nos olvidaremos de ellas.


La D de sus nombres nos acompañarán durante este curso.
Os deseo un feliz curso con vuestras nuevas seños (mando un besazo a mi amiga Dori, Dessiré está en muy buenas manos) y con vuestros/as nuevos/as amiguitos/as.



       

miércoles, 30 de abril de 2014

¡Más objetos árabes!

Hoy hemos abierto las bolsas de cosas árabes que nos trajo la mamá de Naïa.
- Una alfombra (dice Naïa que es de su padre)
- Una tetera con dos vasos
- Serben pequeñas (dice que se las ponía cuando era pequeña)
- Y un muñequito que rápidamente Meryam ha reconocido y nos ha explicado cómo se utiliza.

    Han decidido quitarse los zapatos para usar la alfombra. Así que va a ser imprescindible tener la capacidad de quitarse y ponerse el calzado solitos...

     Adrián O. Y Daniela han traído unos velos de monedas que también sirven de top.

      Me han propuesto trasladar hoy el rincón de casita a la asamblea para poder disfrazarse, tomar el té (me han prometido cuidar mucho los vasos de cristal para no romperlos) y bailar con mis pañuelos de monedas y los nuevos. A lo que por supuesto no me he negado. Me ha parecido una buena idea.


      Por sorpresa ha aparecido la mamá de Meryam con más cositas que nos ha explicado lo que eran y para lo que se usaba.



               Jaima en miniatura.

Después del puente colgaré más fotos del resto de objetos que ha traído.

    Feliz Puentaco!!!


lunes, 28 de abril de 2014

Especias Árabes

       A través de las recetas que han traído algunos/as niños/as de la clase, hemos aprendido que las especias se utilizan mucho. Algunas las conocíamos y otras no.

             Esta mañana me he llevado unos cuántos botes de mi casa y a investigar y experimentar con ellas.

              Les he echado un poquito a cada uno para que lo manipularan, olieran, chuparan, vieran de cerca... Como en el método científico.



        Han expresado lo que sentían, lo que le transmitían, a lo que le recordaba ese olor y ese sabor...

        Cada especia investigada, la ponía en la pizarra veleda situada en el suelo y le ponía su nombre debajo.

        Les he propuesto jugar a un juego con el antifaz. Adivinar de que especia de trataba. 



       Pero al cuarto fallo seguido, he decidido hacer otra ronda oliendo los botes y viendo el contenido.


       Ahora sí acertaban muchos más su contenido sin verlo.


       Hoy en el Rincón de la Seño, teníamos que pegar 3 especias que coincidieran con el nombre escrito debajo. Quién no supiera leer se podía ayudar analizando la etiqueta de todos los botes. Había un problema. Y es que las letras de los botes eran de imprenta o script y las de la ficha mayúsculas.

      Además tenían que escribir a qué olían. De tal forma que todo era válido: natillas, arroz con leche, peste, cebolla, chicle de menta...

martes, 3 de septiembre de 2013

Preparándonos para el curso 2013/14

       ¡ Pues ya estamos en el Cole!

    Atrás quedaron los días de playa y de piscina, de no mirar el reloj para levantarnos (si no tienes bebés en casa) y las tardes de sol eterno.

    Por los pasillos de Infantil, además de mucho polvo, albañiles, puertas amontonadas y sanitarios en el suelo, se ven pasar maestros y maestras cargados de material, para trasladarlo de su antigua clase a la nueva.


       Nuestra clase ya va cogiendo forma, ya están los rincones delimitados con los muebles. Tenemos una zona "íntima" para el juego simbólico, con la cocinita, muñecos, carrito, peluquería y disfraces, que iremos sacando según toque cada día.

      Tenemos una zona amplia y tranquila (biblioteca) para leer, observar imágenes, ojear enciclopedias, revistas, cuentos, periódicos, cuentos, compartir e inventar historias...

     Hay una mesita pequeña para estar "los justos", para trabajar dos o tres niños/as, para que discutan, se pongan de acuerdo, inventen en pequeño equipo y para ello usen muchos "borradores".

     Tenemos un rincón de informática, por si tenemos que mandar algún correo electrónico, o tenemos que grabar algún diálogo para utilizar después, o utilizar el procesador de texto para que no se nos olvide algo importante y si la wifi nos lo permite, buscaremos información en google.

      Una gran mesa para trabajar con la seño, en la que haremos matemáticas jugando, escribiremos a "nuestra manera", seremos artistas... y todo lo que se nos presente.

      Compartiremos espacio para construcciones, coches, asamblea y relajación en la alfombra de corcho, ya que necesitamos estar en contacto con el suelo y no queremos resfriarnos.


           Ahora tenemos bastante espacio para movernos por el aula, e incluso moviendo la mesa del rincón de la seño, es casi un aula de psicomotricidad. Así es que no nos hará falta tener el gimnasio libre para ponernos el chándal.

         
          Os seguiré informando del resultado.
   

viernes, 7 de junio de 2013

Talleres de Recetas para Lácteos


Gra         Como los animales también nos dan de comer, a no ser que seas vegetariano... para hoy, el maestro Ilde nos ha planificado cuatro talleres en los que los lácteos  eran los protagonistas. Los hemos degustado en sus diferentes formatos: yoghurt, queso, mantequilla y leche.

        Nos hemos organizado como normalmente lo hacemos en los Rincones. Por equipos y hemos ido rotando.

         En el rincón de la mamá de Adrián Otíñar, han hecho la receta de Yogurth con fresas.

 
 
           En el rincón de la mamá de Vladic, han hecho Batido de Plátano.






           Enseñándonos a hacer Brochetas de Queso, estaba la mamá de Desiree.



       Y conmigo hacían Bocaditos de Mantequilla.


   


           Hemos tenido muy presente las recetas escritas para que valorasen su utilidad y vieran diferentes tipos de textos.

          En cada rincón han experimentado algunas de las posibilidades que nos da cocinar: untar, batir, cortar, mezclar, pinchar, echar, juntar, montar... Al mismo tiempo que aprendíamos vocabulario.

          También les planteaba pequeños problemas como: 
          - Cuántos platos necesitamos para que cada compañero tenga uno?
          - Cuántas galletas tendrás que repartir a cada amigo para que puedan hacer bocadillos?

          Y para terminar, les he preguntado qué les ha gustado más y qué no les ha gustado. Como todos querían contarlo y yo quería que quedara constancia, he hecho un cuadro de doble entrada rápidamente y le he hecho fotocopias para tod@s. Tenían que pegar una pegatina en la columna de cada receta según les hubiera gustado o no. Después me lo enseñaban y me lo explicaban. De esta forma me he dado cuenta que cada vez son más los que van comprendiendo estas tablas que tanto usamos los mayores... Y ellos aprenden una herramienta muy valiosa para la vida.


      Gracias mamis por vuestra colaboración. Sin vosotras, estas experiencias no podríamos llevarlas a cabo. Merci.

jueves, 30 de mayo de 2013

Rincones para Novatos

         Esta publicación más que para la familia, es para compañeros y compañeras.

         Me he visto obligada a retomar el tema que una vez toqué en este mismo blog, porque sigue siendo la publicación más leída, por petición de alguna amiga que otra y porque me parece que trabajar por Rincones, mejora la práctica  educativa, aprendes de tus alumnos/as, se aprovecha el tiempo, exprimes al máximo una actividad o tarea, da autonomía a los peques, organización, orden, dedicación... en fin, que es de las cosas que pruebas y no puedes abandonar, porque funciona.

            Si te planteas trabajar por Rincones, ¡ojo!, no rincones para jugar y sólo jugar después de haber hecho una ficha individual todos a la vez... No, es una forma de organización en la que se forman grupos, cada grupo estará haciendo algo diferente en una zona diferente del aula y el/la maestr@ estará con uno de los grupos encauzando el aprendizaje (Malla, peticiones, escribir pies de fotos, cartas, listas, recetas, notas, ordenar imágenes, tetris...)tenlo claro.

           Antes de meterte en este lío, tienes que asumir que la clase en silencio no va a estar. Es más, muchas veces tendrás que recordar a algún grupo, que en otros se están concentrando y necesitan no oír gritos...

         Hace poco una amiga, maestra de niñ@s de 3 años, me decía que quizá no se planteaba bien los Rincones porque sus peques querían que estuviera pendiente de ellos hasta cuando se reían. Pues sí Ana, mis chiquitines vienen al Rincón de la Seño a enseñarme juguetes, a contarme que fulanito no comparte un coche, a preguntarme cuándo vamos a cambiar o cuándo vamos a desayunar y claro está, si pueden ir a hacer pipí... Y ¿qué hago al respecto? Pues les miro y les explico que estoy jugando o ayudando a este grupo de amig@s y no puedo atenderles en este momento. Que intente solucionar solit@ el problema y sigo atendiendo a mi equipo. A veces funciona y otras no, es cuestión de tiempo y están aprendiendo.

          También he oído a las/los que critican esta forma de trabajo (que se han asomado para cotillear) que es un lío. Y lo entiendo. Aparentemente, niños y niñas por todas partes haciendo cosas diferentes, van a buscar a la maestra y no la encuentran en su mesa, porque está en las mesas pequeñitas o tirada en el suelo con ellos/as. Pero el desorden es solo aparente, los protagonistas saben dónde están, qué tienen que hacer y dónde van después. Siempre hay algún despistaillo que otro, y más en 3 años, al que el resto del equipo tiene que aclamar su presencia. O yo misma le cojo la mano, le enseño el color de su medalla y vamos al cartel de los rincones y le pregunto: ¿ahora qué te toca?

           Hay muchas formas de organizarse por rincones y si le va bien al maestro y a los niñ@s pues ¡genial! Es cuestión de gustos, de preferencias u objetivos. He visto marcar aforos en los rincones con pinzas de la ropa, medallas en cada rincón... Voy a contar cómo yo empiezo los rincones en 3 años, y que cada cual coja lo que le interese.

        Suelo usar cuatro colores, uno para cada equipo. Después de hacer diferentes actividades para que interioricen cuál es su grupo, nos ponemos unas medallas muy simples con un círculo del color del equipo y les enseño el cartel de los Rincones.

         Les explico qué va a pasar en cada Rincón, ya que la misma imagen nos puede servir para diferentes actividades, y les digo qué le toca a cada grupo.

        Las imágenes están pegadas con velcro, así cuando se acaba el tiempo (que lo decido yo según vayan en mi Rincón) sólo hay que pegar la última imagen donde está la primera, la primera donde la segunda, la segunda donde la tercera y la tercera en la cuarta.

         Un pelín antes de cambiar de Rincón digo: ¡Preparados para el cambio! Entonces, dejan su espacio recogido para el siguiente grupo y ya digo: ¡CAMBIO! para que puedan rotar.
       
        Al principio repaso lo que le toca a cada equipo. Pero en poco tiempo comprenden el cartel y van solos a mirar. 

         Como en este curso me he incorporado en el tercer trimestre, ya lo terminaremos así. Pero en septiembre comenzaremos con el cuadro de doble entrada y así a la vez que trabajamos matemáticas ... no me tengo que levantar en cada cambio.

        Animo a todas las seños y maestros a contarnos sus experiencias para que podamos coger ideas.

        Espero haber terminado de convencer a los dudosos y a que se lo planteen los que se asoman a cotillear.


domingo, 12 de mayo de 2013

Los Rincones del Cerebro

¡Esto es un no parar!

     Cuando el éxtasis de la satisfacción del último taller, empieza aflojar, el maestro José Miguel nos prepara unos Rincones al aire libre increíbles, que no deja que nuestro estado de ánimo decaiga. Venir a trabajar se convierte en una nueva aventura cada semana.

      Después de llegar a casa y recapacitar sobre lo vivido, me cuesta creer que estemos trabajando con niños y niñas de 3 años. No porque lo estemos haciendo mal, todo lo contrario, hasta los 6 años la capacidad de aprendizaje es mucho mayor, sino porque muchas actividades se podrían trasladar a la Educación Primaria, e incluso a la Secundaria.

      Como no hay nadie mejor que pueda explicar esta experiencia, le pedí al maestro José Miguel que os contara como organizó 6 Rincones de actividades relacionadas con el Cerebro Humano, para que estuvieran diez niños y niñas en cada uno:

            "Después de una semana descubriendo los complicados recovecos del cerebro con sus interminables nombres, el viernes tempranito, antes de que el calor apretara fuimos al patio de infantil.
            Durante la semana habíamos visto cómo la mamá de Víctor, que trabaja estudiando el cerebro, había venido varias veces a hablar con los maestros.
            Cuando salimos vimos lo que habían planeado. Había 6 rincones con otras tantas actividades, todas relacionadas de algún modo con lo que habíamos investigado:


 RINCÓN DE LOS HEMISFERIOS: 

        Aquí la seño Patricia nos dio dos tarjetas que unidas formaban un cerebro, pero separadas eran nuestros hemisferios. Luego recordamos con qué funcionaba cada hemisferio. Enseguida se escondió y empezó a presentarnos estímulos auditivos (musicales, verbales… ) visuales (emoticonos, caras conocidas, pinturas, esquemas de conocimientos previos…) Nosotros teníamos que reconocer qué estábamos escuchando, qué o quién era y una vez que respondíamos, la seño nos preguntaba qué hemisferio era el que lo había adivinado. Entonces levantábamos las tarjetas del hemisferio correspondiente.








 RINCÓN DE LA GIMNASIA CEREBRAL:

              Aunque sabemos que cualquier psicomotricidad es fantástica para el cerebro, el maestro José Miguel nos explicó que como queríamos que el cuerpo calloso, que es quien conecta los dos hemisferios, se desarrollara más y nos hiciera más listos, íbamos a hacer unos ejercicios un poquito raros.
        Cada uno se tocó las orejas, las rodillas o los codos y nos dábamos masajitos, pero siempre con los brazos cruzados, así trabaja el cuerpo calloso. También cerrábamos un ojo y movíamos la mano contraria. Es que… ¡Cada hemisferio controla el lado opuesto del cuerpo! 




RINCÓN DEL CEREBELO:

            Como sabéis el cerebelo controla el equilibrio, así que el maestro Ilde colocó unos bancos al revés para que caminásemos sobre ellos. Eso no fue difícil, pero luego lo hicimos sobre una cuerda larguísima y mucho más fina. Al final con los ojos tapados, sin control ocular, caminábamos sobre una línea pintada. Fue muy divertido.











RINCÓN DEL HIPOCAMPO:

             La mamá de Paula nos ayudó en este taller. Primero nos enseñó varias tarjetas con imágenes de órganos o partes del cuerpo que ya habíamos estudiado. Vimos que de cada imagen había una pareja de tarjetas. Luego las colocó desordenadas boca abajo y nosotros tuvimos que buscar las parejas y trabajar nuestra memoria.




 RINCÓN DE LA NEURONA: 

                 Teníamos un pie, una mano, una boca y un cerebro hechos de madera. El cerebro mandaba un rayo a través de las neuronas, que éramos los niños y niñas que nos sentamos en fila. La mamá de Víctor nos dijo que esto se llamaba sinapsis. En el rayo había escrita una orden y teníamos que enviarlo a su sitio (la mano, el pie… ) para que la ejecutara. Por ejemplo: “Mano, dale un caramelo a la boca” o “Pié, dale una patada al balón” Por lo visto nuestro cuerpo ¡funciona con electricidad!





 RINCÓN DEL CEREBRO:

                  En medio del recreo había dibujado un cerebro gigante en sección transversal con todas sus partes: Los lóbulos cerebrales, el cerebelo, el tálamo, el hipotálamo, el tronco cerebral ... La Seño Noelia nos dio brochas y pintura para que pintásemos cada parte de un color. El cerebro quedó precioso pintado, nosotr@s también. 



        Cada diez minutos rotábamos, como hemos aprendido a hacer en clase. Fue una experiencia muy bonita y amena porque duró el tiempo justo para que no nos cansásemos. Con esta actividad dejamos de estudiar el cuerpo humano para afrontar un nuevo reto que aún no conocemos"